Free cookie consent management tool by TermsFeed Policy Generator

La sensibilidad dental

La sensibilidad dental suele presentarse como un dolor intenso y agudo que puede localizarse con mucha precisión en uno o varios dientes.

Comer un helado, beber un té caliente o incluso tomar algún alimento ácido o dulce puede provocar de manera rápida y repentina una punzada aguda en los dientes. Esa molestia, a veces breve, es una clara característica de que sufres sensibilidad dental.

1 de cada 7 personas sufren sensibilidad dental

1 de cada 7 personas sufren
sensibilidad dental

La sensibilidad dental es un problema muy común que afecta a un 20-35% de la población y puede tener importantes repercusiones en las personas que la padecen.

Es importante conocer las causas que la provocan y las claves para su tratamiento con el fin de prevenir y combatir este molesto trastorno dental.

¿Quieres saber si tienes sensibilidad dental?

¿Qué provoca la sensibilidad dental?

Los dientes están formados por tres capas, entre ellas la capa intermedia llamada dentina.

La dentina está conectada a terminaciones nerviosas y cuando queda expuesta, ya sea por la recesión de encías o por el desgaste del esmalte, entra en contacto con estímulos externos (como el calor o el frío, dulces o ácidos, o por tacto) que provocan este dolor agudo y punzante.

Preguntas más frecuentes

La sensibilidad dental está causada por una agresión que destruya el esmalte o una recesión gingival. Este desgaste lo que hace es exponer una capa más interna del diente al exterior dando lugar a la hipersensibilidad dental.
El desgaste del esmalte puede producirse por varios factores: la abrasión (puede estar causada por usar cepillos inadecuados o hacer demasiada fuerza al cepillarse), la erosión del esmalte por ácidos (como puede ser el caso de la caries, al consumir alimentos ácidos, o vómitos recurrentes), el frotar los dientes como en el bruxismo, etc.

La diferencia es que la sensibilidad dental es un dolor dental agudo, localizado y de corta duración que aparece ante un estímulo (térmico como con alimentos fríos o calientes, químico como al comer dulces o táctil como al cepillarse). Cuando este estímulo desaparece, el dolor también lo hace.
Desde Dentaid recomendamos siempre que ante cualquier molestia se acuda a un especialista para valorar las posibles causas del dolor.

No, la sensibilidad dental no quiere decir que obligatoriamente tengamos caries. Como ya hemos dicho, puede estar causada por una multitud de factores, entre los cuales sí que es cierto que se encuentra la caries. Por tanto, sería una posibilidad que fuera causada por la caries, pero no tiene por qué serlo.

Sí, existen tratamientos para para aliviar esta molestia. Existen tratamientos que se realizan en la consulta dental como los barnices o resinas y tratamientos ambulatorios que se pueden aplicar en casa como colutorios y pastas con formulaciones específicas para el alivio de la sensibilidad dental. Los principios activos de estos últimos suelen ser nitrato potásico, hidroxiapatita activa, fluoruros, etc.

¿Tienes alguna duda que
no te hayamos resuelto?

Envíanos tu pregunta y alguien de nuestro equipo experto
te responderá lo antes posible.

¿Tienes alguna duda que no te
hayamos resuelto?

Envíanos tu pregunta y alguien de nuestro
equipo experto te responderá lo antes posible.

¿Tienes alguna duda que no te hayamos resuelto?

Envíanos tu pregunta y alguien de nuestro equipo experto te responderá lo antes posible.

Indícanos por favor un email para recibir una respuesta a través del correo electrónico. Si prefieres que sea anónima la estudiaremos y la incluiremos pronto en las preguntas frecuentes de este apartado de la web.